Publicado el

Para las madres:

  • Durante el embarazo, habla a tu bebé como si ya hubiera nacido y nos acompañara a todas partes, explicándole cada cosa.
  • Cuando el bebé haya nacido, abrázale mucho y háblale con suavidad.
  • Cántale frecuentemente, también durante el embarazo.
  • Habla con el padre del bebé, con ternura, los tres abrazados o muy cerca.
  • Siempre: usa la voz como el arma más poderosa, para consolar, explicar, orientar la conducta. Hazlo durante toda la vida.